ZARAGOZA +34 976 794 743
San Miguel 12, entlo drcha
HUESCA +34 974 224 615
C/Valentín Carderera 7 1º
Zaragoza 976 794 743
Huesca 974 224 615

Hiperhidrosis o sudoración excesiva

La sudoración excesiva es una afección muy incomoda para muchas personas que la padecen. Una pequeña dosis de toxina botulínica puede ser la solución ideal en estos casos.
Hiperhidrosis o sudoración excesiva
La hiperhidrosis es una excesiva producción de sudor debida a un fallo del sistema nervioso simpático que hace que el organismo produzca más sudor del que necesita para regular la temperatura corporal. Se estima que el 3% de la población padece hiperhidrosis primaria; afecta de igual manera a hombres y mujeres. Hasta el 40% de los afectados tiene otro miembro de la familia con el mismo transtorno, por lo que es una enfermedad hereditaria. 

Puede afectar a toda la superficie de la piel, pero por lo general está limitada a las palmas de las manos, las plantas de los pies, las axilas o las ingles. La zona afectada suele ser rosada o blanco-azulada y en los casos graves la piel puede presentar fisuras, descamarse y ablandarse, especialmente en los pies. 

A veces la zona afectada desprende un olor fétido (bromidrosis), causado por bacterias y levaduras que descomponen el sudor y la piel mojada. La hiperhidrosis axilar es la más frecuente y se potencia especialmente en primavera y verano. En estos casos, el exceso de sudor provoca manchas y grandes cercos en la ropa haciéndose visibles en gran medida por lo que el que la sufre debe cambiarse de camisa varias veces, siempre vestir de oscuro para disimular las manchas, inseguridad por el olor corporal, etc. 

La toxina botulínica tipo A (Botox) está aprobada por la FDA para el tratamiento de la sudoración intensa en las axilas. Pequeñas dosis de toxina botulínica purificada inyectadas debajo del brazo bloquean temporalmente los nervios que estimulan la sudoración.